Investigación. ¿Es el mundo un lugar más seguro ahora que durante la Guerra Fría?

Por María Díaz Valderrama

El enfrentamiento que tuvo lugar entre 1945 y 1991, entre las dos potencias del momento, EEUU y URSS, conocido como “Guerra Fría”, alcanzó niveles de crisis política, tecnológica, militar, cultural e incluso económica, pero ninguno de los dos bloques llegó a tomar nunca acciones directas contra el otro. El motivo de esta situacion de no-ataque venía de que ambos paises sabían que la ofensiva al enemigo, con el uso del armamento nuclear podría llegar a suponer la autodestrucción, ya que los niveles de alcance eran muy elevados.

Como ejes influyentes de poder en el contexto internacional, cada potencia integraba a una serie de paises aliados, con lo que el ataque a uno suponía la respuesta de alguno de sus “socios”. De esta forma ambos bloques permanecieron durante casi cincuenta años inmoviles, pero continuamente coaccionados ante las presiones enemigas y llevando los enfrentamientos a otros territorios.

 

Antes de empezar con la comparación de la seguridad, para hacernos una idea de lo que podría haber sido la tercera guerra mundial (y además nuclear), hago referencia a un dato oficial. Al final de la Segunda Guerra Mundial, con la bomba atómica que Estados Unidos lanzó sobre Hiroshima y Nagasaki, murieron en apenas unos segundos 150 mil personas, otras 280 mil quedaron heridas, traumatizadas o con secuelas, incluso sus descendientes. Ni siquiera en los peores antentados terroristas actuales, los lúgubres 11S o 11M, se han producido un número igual de victimas. Es decir, la amenaza nuclear podía dar lugar, en pocos instantes, a millones de muertos, heridos y graves secuelas durante años. La amenza terrorista es permanente y continua pero su poder de destrucción en cada atentado es muchísimo menor.

El siglo XX, fue el de la guerra a muerte entre lo que podríamos llamar “sociedades libres” y los totalitarismos fascista y comunista y según ésta misma comparación, el siglo XXI será el de la confrontación entre el terrorismo de los movimientos fanáticos (nacionalistas y religiosos) y dichas “sociedades libres”.

Por una parte, desde el fin de la Segunda Guerra Mundial hasta la caída del Muro de Berlín, el miedo de la población hacía referencia a la amenaza nuclear del bloque enemigo, pero como he dicho antes, un ataque supondría la respuesta del enemigo y a fin de cuentas la autodestrucción, era una amenaza muy grande con demasiada destrucción como para llevarse a cabo. Quizás uno de los momentos de mayor crisis, o los que más han trascendido hasta nuestros días, son la famosa “Crisis de los misiles” y “el Bloqueo de Berlín”. A pesar de ésto, todo quedaba aquí, en miedo y sensación de inseguridad, por supuesto una inseguridad que de haber recibido los ataques esperados hubiera supuesto la destrucción de gran parte de la sociedad.

En la actualidad, las medidas de seguridad cada vez son mayores (al menos de cara al público) y éstas llegan a tal extremo que hoy día rozan el ridículo, pero lo hacen porque tras los acontecimientos de los últimos 10 años, no es exagerado decir que la paranoia se ha adueñado de muchos civiles.

El atentado del 11 de Septiembre, con la caída de las Torres Gemelas de Nueva York, es al siglo XXI el comienzo de una situación, como la Caída del Muro de Berlín en 1989 fue el final de otra. Desde entonces, está en la mente de la mayoría de los ciudadanos occidentales que aquel ataque a la mayor potencia mundial fue el comienzo de una serie de atentados en los que ninguna ciudad puede quedar librada. Es decir, ya nadie pone en duda, que así como ha sido posible volar las Torres Gemelas y el Pentágono el día de mañana un comando suicida puede hacer estallar, en cualquier rincón del mundo, un artefacto atómico que cause un millón de muertos.

Así ha sido durante éstos últimos años, como hemos podido ver en los atentados de Londres, Madrid, en el caso de Occidente, y en India, Marruecos y otros países en vías de desarrollo, cuya seguridad no ha acaparado la atención de los medios tanto como Occidente, a no ser que el atentado llegase a límites mayores.

En cualquier caso, en la actualidad, vemos que la principal amenaza para la seguridad es el terrorismo, ya sea por organizaciones religiosas o nacionalistas. Así que, aunque como decía antes la capacidad de destrucción sea mucho menor, la frecuencia con la que los atentados son llevados a cabo y la forma en la que cualquier medida de seguridad tomada por los distintos gobiernos es bulnerada de diez maneras distintas por los terroristas, me atrevería a afirmar que el mundo era en buena parte más seguro en la época de la Guerra Fría que ahora. Al menos los distintos gobiernos sabían en base a qué habría una reacción y sabían como evitarla en buena medida, en su propio terreno.

Puede que tratar el tema desde esa visión y esta forma de exponer los argumentos, tenga poca perspectiva de futuro, pues estoy teniendo en cuenta que han pasado 20 años desde el fin de la Guerra Fría y sé que no pasó nada, ya que lo que dicen en los libros es que durante esa época, “todo estaba parado”, “nadie movía ficha”. Pero lo cierto es que durante cuarenta años se llevaron a cabo numerosas operaciones de espionaje, se planearon nuevas armas y nuevas formas de destrucción, y las confrontaciones entre ambas potencias se hicieron a través de diversos países, como es el caso de Corea y Vietnam, donde murieron miles de civiles y soldados (lo que supuso una gran crítica al gobierno estadounidense). Siendo esta la situación, era más fácil sentirse inseguro y dar casi por hecho que algo acabaría pasando, y algo mucho más grave que la mayoría de los atentados terroristas que vivimos en la actualidad.

Sin embargo, también habría que tener en cuenta que en aquel momento había países excluidos de las tensiones, o más bien, países que tomaron la decisión de no intervenir en el conflicto, entre ellos España, que aunque vivía en situación difícil con respecto a la política nacional, a partir de los sesenta comenzó a estabilizarse. La prueba es que la mayoría de las personas que vivieron entonces siempre recurren a frases como “antes no había tanta inseguridad en las calles”, por supuesto, las dimensiones y el tipo de seguridad es distinto, pero al fin y al cabo viene a ser lo mismo. Y lo cierto es que, como digo, en otras medidas, con respecto a la seguridad de la calle, las estadísticas empeoran: hay más robos, más violaciones, numerosos asesinatos, etc.

También me gustaría resaltar la importancia de los medios en ésta cuestión, pues muchas veces se hace eco de noticias alarmantes que no llegan a realizarse y que suponen una sensación de inseguridad y miedo muy fuerte para la ciudadanía, como fue el caso de la famosa gripe A, de la cantidad de personas que dijeron que morirían a las que han muerto realmente hay una diferencia abismal (de 500.000 a 18.000), y así en una serie de cuestiones (atracos, terrorismo, asesinatos, enfermedades, sucesos de bandalismo…) que hacen que la población sienta mucha más sensación de inseguridad con respecto a lo que ocurre en el mundo.

Hace poco, Gregory Treverton, vicepresidente del Consejo Nacional de Inteligencia entre 1993 y 1995, declaraba en El País, “el terrorismo islámico, no es una amenaza existencial, como lo era la guerra nuclear con la URSS, pero es la cuestión de seguridad más importante por el factor azar. Pueden golpear en cualquier lado, en Atocha, Londres o Estados Unidos.” Esto me ayuda a explicar mi idea; el terrorismo no alcanza la magnitud de daño de una guerra nueclear a primera instancia, pero por otros factores, como es el caso de no saber donde van a atacar, la amenaza se multiplica, creando un ambiente de paranoia en ocasiones caótico.

 

Teniendo en cuenta éstos distintos aspectos, la conclusión más acertada me parece la más difusa: el tema de la seguridad está vinculado a las decisiones que en cada época o coyuntura se han tomado por los dirigentes políticos o responsables de gobiernos, es decir, por los hombres, por las personas y en definitiva por los intereses de unos y de otros. Visto así, tan inseguro era el tiempo de la Guerra Fría como el actual. Pero, como he ido diciendo a lo largo de la exposición, el motivo de miedo e inestabilidad desde 1947 a 1991 fue el motivo principal que sirvió para mantener la paz, al contrario que en la actualidad, donde todo es mucho más imprevisible y nosotros perdemos capacidad de enfrentamiento, pues como decía antes con otras palabras, “para cada nueva medida de seguridad, diez nuevas formas de romperla”.


BIBLIOGRAFÍA

 – Diversos autores, El mundo después del II de Septiembre de 2001 (Península, 2002).

 – Fernando García de Cortázar y José María Lorenzo Espinosa, Historia del mundo actual 1945, 1992. (Alianza Universal, 1991).

– Bruno Cardeñosa, El Gobierno Invisible (Espejo de tinta, 2007).

Historia del mundo contemporáneo (Anaya, 2006).

Gracias a Paco Ruiz, profesor de Historia, por su ayuda en este trabajo.

CRÍTICA CINEMATOGRÁFICA: LOS DESCENDIENTES

Por Míriam Fernández Mata

Crítica: Los Descendientes

El otro lado de Hawai

Un paraíso grabado, una música idónea para tal paisaje, una mujer vividora y adúltera cuyo fin está escrito tras un grave accidente, dos hijas rebeldes y sin rumbo, una herencia terrenal perfecta cuya venta supone una riqueza de escándalo y un hombre para afontar todo ello: George Clooney en su interpretación de Matt King.

Es la comedia dramática mejor valorada por las críticas. Los periodistas se deshacen en halagos ante un filme, cuanto menos, interesante. La página web filmaffinity recoge algunas de estas favorables valoraciones.

El magnífico George Clooney no deja indeferente a nadie con una perfecta interpretación del drama humano. Él es el compromiso personificado. Compromiso con su mujer, compromiso con sus hijas, compromiso con su trabajo, compromiso con su herencia, compromiso con sus orígenes, compromiso con sus pensamientos, compromiso con la vida. Una vida envuelta en el caos, en la desgracia del desengaño y en la pérdida, lo que contrasta con una nueva existencia donde la familia y los valores cobran plena importancia.

Una historia agradable a los sentidos, que aunque con trama predecible no deja de llenar de color la pantalla y de embelesar al espectador.

Fuente: www.youtube.com

Crónica. Moda española en Madrid Fashion Week.

Por María Díaz Valderrama.

Imágenes propias.

La pasarela de Madrid, cuyo nombre “Cibeles” nos decía adiós en ésta edición, terminaba el pasado domingo día cinco con las propuestas de los talentos más jóvenes.

Como decía, la conocida nacionalmente como Pasarela Cibeles, encontraba recientemente nuevo patrocinador: Mercedes-Benz. La marca de coches ya se encarga del patrocinio de otras semanas de la moda como la de Berlín o Nueva York y a partir de ahora también la madrileña formará parte del grupo. Mercedes-Benz Fashion Week Madrid es el nuevo nombre oficial. Otro de los cambios característicos han sido las fechas, para no coincidir con otras pasarelas internacionales, se celebrará a principios de mes, al menos así ha ocurrido en éste primer encuentro.

Pero volviendo al talento y al arte que es de lo que trata ésta semana, EGO, la pasarela de los nuevos diseñadores de MFW, sorprendía en ésta ocasión con muy buenos artistas, la mayoría de ellos repitiendo. Entre ellos Moisés Nieto, ganador del premio L’oréal, de quien se rumorea que podría pasar a formar parte de los “desfiles oficiales” de  MFW en la edición de septiembre, El Comillo de Morsa, con una colección de formas masculinas para looks muy femeninos, LE que puso en sus prendas las constelaciones y otros diseñadores a destacar como David del Río, uno de los que más gusto.

Además de la pasarela, en MFW se respira moda por todo el cibelespacio, la antesala a los desfiles, donde es posible encontrar ropa de otros diseñadores y talentos españoles en cuanto a joyas, accesorios o prendas en sí. En la imagen, María ke Fisherman, una de las marcas que más gustó.

Entre desfile y desfile, aprovechamos las horas vacías para disfrutar de una Mahou, otro de los patrocinadores del evento, leer alguna de las revistas de moda que ofrecen o hablar con los aficcionados, apasionados, de la moda que encontramos por la zona. Nos adentramos en el espacio para blogueros, una zona habilitada especialmente para ellos con ordenadores para que actualicen sus webs en cualquier momento, es una de las zonas más concurridas y es que los blogers acreditados no paran de trabajar.

Como no podía ser menos, los amantes de la moda que no se han perdido el evento, acuden con sus mejores galas, apostando por las nuevas tendencias, arriesgándose y llamando la atención de todos los fotógrafos que quieren saber cuáles son las modas a pie de calle y cómo se llevan.

Mercedes-Benz Fashion Week termina y ahora toca esperar hasta septiembre para conocer los nuevos diseños que traerán las próximas temporadas. Sin embargo, queda la sensación de que los grandes talentos de la moda de nuestro país no arriesgan y tiran por líneas mucho más comerciales para no jugarse el pellejo en tiempos de crisis. Destacaría a David Delfín que con su puesta en escena y sus estilismos demostró como la originalidad en la moda y el saber transmitir son parte esencial de éste arte tan difícil de comprender.

NOTICIA: WERT DEFIENDE EL DEPORTE ESPAÑOL

Wert apoya las declaraciones defensivas de Contador

Por Jorge González Solano

El ministro de cultura, educación y deportes, José Ignacio Wert, ha acudido esta mañana al programa de Espejo Público, de Antena 3, para exponer su punto de vista ante los temas más polémicos y actuales en el mundo deportivo.

Wert ha expresado todo su apoyo al ciclista de Pinto y tiene la convicción de que “dice la verdad” en su firme defensa pese a haber sido juzgado y sancionado en el Tribunal Arbitral del Deporte. No obstante, admite que “por muy doloroso que se nos presente, debemos cumplir con la normativa jurídica deportiva” y “seguir siendo una potencia deportiva reconocida y respetada”. Para ello es necesario un compromiso que se “traducirá en una ley antidopaje en una plazo de no menos de dos meses”.

Asimismo, ha tachado de “intolerables e irrespetuosos” a los programas de humor de la televisión francesa en la que, mediante los guiñoles, se ilustraban algunos personajes del deporte español, como el mencionado ciclista, Alberto Contador, o el tenista, Rafa Nadal, por la sátira de unas imágenes “indebidamente generalizadas” de casos concretos con el dopaje en España.

Tocando el tema de educación, el ministro se ha comparado con Mourinho y ha afirmado que es “resultarista”. Le interesan los resultados que cree que dará la nueva ley Orgánica de Educación para combatir esa tercera parte de los estudiantes que no consiguen el título de la educación secundaria obligatoria.

El proyecto de educación se basa en la sustitución de “Educación para la ciudadanía”, ya impuesta, por la “Educación Cívica y Constitucional” así como la ampliación a tres cursos de bachillerato y la reducción a tres para la educación secundaria. Sobran universitarios y faltan estudiantes de formación profesional. Un proyecto basado en las líneas generales inspiradas en Alemania.

jose-ignacio-wert-intolerable-que-acuse-dopaje-todo-deporte-espanol_2012020900024.html

Rafa Nadal en el sketch de MICAAL-TV

COMENTARIO: GARZÓN INHABILITADO

Garzón se despide como magistrado por la condena de 11 años de inhabilitación

Por Jorge González Solano

Si tenía en mente que la derecha española nunca ve la cárcel (Francisco Camps), y, en su defecto, es la izquierda la culpable, el juez, Baltasar Garzón, salió del Tribunal Supremo con la misma concepción con la que entró.

Como acto impulsor de uno de estos juicios, los sindicatos “Manos limpias” y “Libertad e Identidad“, el primero de ellos, por las escuchas ilegales, ha llegado a su fin. Han sido 11 años de sanción los que, por ahora, tendrá que privarse de su labor como magistrado. Una labor con un jugoso historial colmado de anticorrupción, lucha contra el narcotráfico, terrorismo y crímenes contra la humanidad. La prevaricación, el mayor acto ilícito que un magistrado puede cometer, ha sido la causa por la que los siete jueces han decretado dicha sentencia por unanimidad. Unas escuchas telefónicas entre los imputados por el Caso Gürtel y sus abogados.

En la calle no cesan los gritos de protesta de los defensores del juez donde no han faltado   pancartas, flores y voces alentadoras rogando justicia.

El abogado de Garzón, Francisco Baena Bocanegra, ha declarado que el magistrado “no solo jugará los 90 minutos de un partido, sino que irá a por las prórrogas”. Está pendiente que el sancionado recurra el juicio al Tribunal Constitucional, además de otros dos juicios pendientes por la investigación de los crímenes del franquismo.

A la salida del jucio, Garzón ha escrito una carta defendiéndose por escrito lo que, explica, no le han dejado hacer en el juicio oral. El diario Público nos facilita el documento:

http://imagenes.publico-estaticos.es/resources/archivos/2012/2/9/1328817002372GARZON.pdf

CRÍTICA MUSICAL: 2 CAPITANES EN UN TITANIC DEL SIGLO XXI

Por Juan Carlos González Pérez

Dos grandes, dos maestros, Joan Manuel y Joaquín. Son personas que escriben sobre la vida al ritmo de la música. Son ciudadanos del mundo, pasajeros de un crucero nada ajeno a la realidad que es testigo de aguas turbulentas que les permiten reflexionar.

Fuente: Internet

Estrenan nuevo disco, otra vez juntos. Se unen estos dos profesionales en La orquesta del Titanic con la que reflejan su deseo “de seguir tocando” como han confesado en esta entrevista esta mañana en la Cadena Ser (Escuchar aquí). Trabajadores incansables que merecen ser oídos.

Vengan aguas tranquilas o complicadas, lo que deseo es que estos genios -aunque les cueste reconocerlo- sigan aportando su visión de esos mares que nos rodean.

Aquí va un adelanto:

                   Fuente: Youtube

OPINIÓN: PAPEL DE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN EN LOS PROCESOS JUDICIALES

Por Míriam Fernández Mata

El periodista dice: ¡Culpable!

No es un gran descubrimiento decir que los medios de comunicación poseen un increíble,  majestuoso, extraordinario, sobrenatural y casi invencible poder a la hora de generar opinión pública. Obviamente, de estos juicios de valor o análisis críticos de la realidad no se escapan los procesos judiciales. Interaccionan así dos disciplinas sociales: el periodismo y el derecho. Y su relación, aunque cordial en apariencias, genera vendavales internos que ni los mejores meteorólogos podrían predecir.

Es evidente que a la hora de juzgar y decidir, la opinión hecha pública tiene influencia sobre el juez del caso en cuestión. La presión que pueden ejercer los medios de comunicación a través del seguimiento de los procesos judiciales es brutal. Estamos hablando, pues, de los juicios paralelos, aquellos que realiza la prensa aprovechando de forma extraordinaria la potestad que se le otorga en el artículo 20 de la Constitución Española: la libertad de información. Sin embargo, muchos son los que no se plantean en esta cuestión otro artículo de igual valor recogido en la mismísima Carta Magna: el artículo 24. En éste se hace referencia a la presunción de inocencia. Lo que se podría resumir en la máxima: “Toda persona es inocente hasta que se demuestre lo contrario”. En teoría, esta presunción de inocencia sólo puede caer con la sentencia definitiva. En la práctica, la presunta inocencia de muchas personas se desmorona ante informaciones tendenciosas y sensacionalistas que destruyen vidas de siempre presuntos culpables.

Entonces, ¿qué hacen los medios transmitiendo información sobre casos en los que las personas no han sido siquiera imputadas? Hasta que no se abre juicio oral la prensa ni siquiera tiene acceso a la información referente a un caso que se encuentra en un momento previo, la fase de instrucción o sumarial. Ciertamente, los medios informan hasta sobre los secretos de sumario. Algo falla, claramente. Las filtraciones corren por los teclados de los periodistas a la velocidad de la luz y con ello el proceso penal se ve gravemente afectado.

Al hilo de esta cuestión es muy recomendable el libro El honor perdido de Katharina Blum, de Heinrich Böll. Dicha novela narra la historia de una joven trabajadora que al mantener una relación amorosa con un hombre buscado por robo y asesinato ve truncada su vida. En el libro, la prensa realiza un seguimiento exhaustivo de la vida de Katharina, así como de su entorno más cercano. Los interrogatorios se filtran y Blum aparece en las portadas del periódico más importante como cómplice del bandido. La presión ejercida por los medios es capaz de acabar con la integridad y la moral de la supuesta malhechora, que pierde la razón y la cordura y mata al periodista que escribía sobre ella. La exageración de esta trama responde a una crítica feroz hacia un esquema de prensa “amarilla” y sensacionalista donde se busca lo llamativo y escandaloso por encima de todo. Los juicios mediáticos alimentan el hambre voraz de muchas personas, pero también dejan sin respiración a otras muchas.

¿Libertad de expresión y presunción de inocencia son compatibles? He aquí el dilema que parece que los medios de comunicación temen abordar. Un modelo en el que los juicios paralelos trastornan y perjudican a personas que no han sido declaradas culpables y que condicionan el pensamiento de los juzgadores no parece ser el perfecto.

Noticias. Nuevo disco de Lana del Rey.

Por María Díaz Valderrama (@JackieGLoves)

La norteamericana, Elisabeth Grant, más conocida en el panorama musical como Lana del Rey, sacaba por fin disco el pasado 27 de enero. El tracklist, que había sido revelado veinte días antes de la publicación del CD “Born to die”, no ha dejado indiferente a nadie, muchos fans y también muchos críticos ante una cantante que se muestra lánguida y pálida, como la ha descrito The New York Times. Parece que los expertos musicales no han coincidido mucho con los que esperaban ansiosos las nuevas canciones de la neoyorkina.

Imagen de la portada del disco "Born to die".

Lo que sí es cierto es la temática del disco, muy centrada en el amor, un amor bastante deprimente e idealizado en la distancia, por abandonos y fallos del destino, no cambia a lo largo de las quince canciones.. Parece que, la antes conocida como Lizzy Grant, no ha tenido mucha suerte en sus relaciones que digamos.

Todavía no se han  confirmado fechas para conciertos en España aunque hay rumores de una posible actuación en Barcelona durante el 2012.

Si os habéis quedado con ganas de saber que dicen las críticas, aquí van algunas ideas:

– Pitchfork: “Es difícil encontrar alguna canción en la que Lana del Rey se revele a sí misma como algo más complejo que un objeto con un cono de galleta y una bola helada para chuparse los dedos del deseo masculino. Una de las frases de ‘Blue jeans’: I will love you till the end of time / I would wait a million years (Te amaré hasta el final de los días/Esperaría un millón de años), resume el 65% del contenido lírico del álbum. En los términos americanos de grandeza y fijación por los sueños vacíos, ‘Born to die’ intentaba presentar a Del Rey como una fantasía oscura, hermosa y retorcida, pero no hay chispa. No acaba de explotar nunca la mezcla entre tensión y complejidad, y la salvaje sexualidad femenina acaba transformándose en algo manso. Y todos esos arrullos sobre amor y devoción convierten este disco en una especie de orgasmo fingido… una colección de canciones de amor sin fuego”.

– UK Independent: “Lana del Rey ha sido universalmente considerada la salvadora del pop moderno, la nueva sensación que todos estábamos esperando. Pero lo que parecía interesante y atractivo cuando el primer single, ‘Video games’, llegó ahora resulta si no irritante sí moralmente objetable. No me malinterpreten: ‘Born to die’ ha sido forjado hábilmente, sus piezas son fruto de un trabajo muy bien calculado, en el que la cantante nunca se sale de su papel. Pero es su naturaleza triste, sombría y deprimente lo que resulta ofensivo para algunos. Es como si la persona alienada de ‘Video games’ se expandiera a lo largo del disco en algo sin encanto, una muñeca sexual que se autohumilla y se desliza hacia un mundo materialista y vacío”.

– El Mundo: “Lo que no mola (gusta) de Lana del Rey es el disco. Mejor dicho: Parte de él. Sus formas. Su trampa. El comienzo, con los singles en cadena, es deslumbrante, son canciones imposibles de borrarse de la cabeza, el equivalente en el sonwriting lounge a la alta costura. Pero en ‘Diet mountain dew’ la cosa se sale del guión, parece Lily Allen, y en ‘National Anthem’ está entre Yolandi Visser cuando se pone tierna (hablamos de la skinhead de Die Antwoord) y Mile Cyrus. ‘Dark Paradise’ podría pertenecer a Rihanna. (…) Pero es un espejismo: No es Lynch todo lo que reluce”.

Para leer otras críticas, click aquí.

ENTREVISTA: Arturo Pérez, ex-combatiente americano en la 2ª Guerra Mundial


 Por Juan Carlos González Pérez

Ser veterano de una guerra mundial puede ser para unos un privilegio y para otros una deshonra del pasado. Una guerra sin sentido, como la mayoría de ellas, que puede marcar tu vida por decisión propia o por simple obligación como al protagonista de nuestra entrevista, Arturo Pérez, un veterano americano de la Segunda Guerra Mundial, que actualmente vive con su familia en México. Decisiones que ocasionan numerosas víctimas inocentes. Sobrevivir a una guerra teniendo en cuenta su dureza, podría tomarse como un milagro. Acercarse al relato de un veterano de guerra norteamericano es acercarse a un relato sincero y emotivo de un episodio que marco la historia del mundo entero.

Fuente: Archivo familiar

En Mayo del año 1944 cumplí 18 años de edad. En ése momento los Estados Unidos de Norteamérica estaban en guerra contra Alemania, Japón e Italia, y yo siendo ciudadano norteamericano, nacido en Texas, tuve que alistarme en el ejército norteamericano por ley. Después de un entrenamiento corto en la infantería, me mandaron a las Islas Filipinas. Primeramente embarcamos en un buque en San Francisco, California, con destino a la isla de Guadalcanal. De Guadalcanal nos unimos a un convoy de barcos y nos dirigimos a las Islas Filipinas, desembarcando en Manila en Abril del año 1945. Los japoneses habían conquistado las Islas Filipinas al inicio de la guerra, en 1942. El General MacArthur, comandante en jefe de las tropas americanas en el Pacifico, abandono las islas Filipinas diciendo -“I shall return”- o en español –regresare-. Las tropas americanas estaban en el proceso de la reconquista de las Filipinas cuando yo desembarque en Manila. Participe en la derrota del ejército Japonés en las Islas Filipinas, como miembro de la infantería del ejército norteamericano.

¿Qué hecho o suceso le marcó más?

El suceso que marcó más mi estancia en el ejército Norte Americano fue cuando nos reunieron, estando yo en ese entonces en las Islas Filipinas, para anunciar el uso de una nueva bomba que fue lanzada en Hiroshima, Japón, y la inminente terminación de la guerra. Ésta fue la bomba atómica que se uso por segunda ocasión en Nagasaki y causo la derrota y rendición de los japoneses.

¿En ningún momento temió por su vida? ¿Pasó miedo?

A los 18 años uno no piensa que algo le pueda pasar. Nunca dude que sobreviviría. Miedo, pues algo sentí, pero no influyo en mis actividades.

¿Qué intereses cree que persiguen los líderes mundiales para decidir atacar otros territorios?

El poder, para algunas personas, es lo que les hace actuar; como lo hizo Adolfo Hitler en la Segunda Guerra Mundial, creando una sensación entre los alemanes de superioridad, que se creían una raza única. En el caso de Hitler, estaba aparte trastornado. Odiaba a los judíos e hizo un intento de eliminarlos provocando el llamado Holocausto. Armó un ejercito muy poderoso que conquisto casi toda Europa, antes de ser derrotado.

¿Es difícil formar parte de un contingente destinado a una misión en el extranjero? ¿Cómo se eligen a los soldados?

En mi caso fue obligatorio el registrarse para el servicio militar al cumplir 18 años. Mi país, los Estados Unidos de Norte América, estaba en ese entonces en la Segunda Guerra Mundial. Todo el país estaba dedicado de una manera u otra a formar una potencia militar para derrotar a nuestros enemigos. Los que no estaban como militares, formaban parte de la industria que manufacturaba armas y municiones para el ejército. No es difícil formar parte de un contingente que supuestamente esta defendiendo tu patria. La mayoría pensábamos que era nuestro deber servir a la patria. Nosotros estábamos seguros que nuestra causa era justa y que el enemigo era el malo. Hay cierto lavado de cerebro en esto.

¿Piensa que puede haber una Tercera Gran Guerra Mundial que marque la historia del nuevo siglo?

Sí pienso que puede suceder una tercera guerra mundial. En estos momentos el mundo está intranquilo con la guerra de Irak, la inestabilidad del Medio Oriente y la presencia de los terroristas Musulmanes. Todo esto puede agrandarse y causar una tercera guerra mundial. Con las armas modernas, pueden provocarse muchas pérdidas humanas. Lo mejor es evitar que los conflictos lleguen a mayores.

¿Cómo era la vida de un soldado en territorio de batalla? ¿Se extraña a su familia?

En tiempo de guerra la vida en territorio extranjero es realmente muy difícil. En mi caso estábamos liberando a los filipinos de la invasión japonesa, así que fuimos recibidos por ellos con los brazos abiertos. En el frente de batalla, dormíamos en pozos que excavábamos: dos soldados en cada pozo, se tomaban turnos para dormir, habiendo por lo menos uno despierto en todo momento. Si llovía, y a veces llovía bastante, se inundaba el pozo y realmente la pasábamos mal. En estas situaciones siempre se piensa en la familia, se extraña mucho y siempre esta uno en espera de noticias de casa. Recibíamos cartas constantemente.

Y la comunicación con los habitantes. ¿Era cordial? ¿Los diferentes idiomas no impedían entenderos?

No tuvimos mucho contacto con los habitantes locales, pero lo poco que los tratamos la comunicación no era difícil, ellos hablan un poco de Español e Ingles así que nos hacíamos entender fácilmente. Aprendimos unas palabras en su idioma, el Tagalo. También me sorprendió que les gustase la música ranchera mexicana, me pedían que les cantara “Allá en el Rancho Grande”

¿Cuánto tiempo estuvo usted en territorio de batalla?

Estuve muy poco tiempo en territorio de batalla, llegue en Abril 1945 y la guerra termino en Agosto 1945. Fueron unos meses nada más.

Fuente: Internet

Sí te cambia la vida, sobre todo a la edad en que estuve. Tenía yo 18 años y antes de que cumpliera los 20 había terminado la guerra. En ese corto tiempo cambio mi vida totalmente. Mi modo de pensar, de ser, de actuar cambio. Nací y fui criado en un pueblo texano de 3,000 habitantes aproximadamente. Mi último año de “highschool” lo curse en San Antonio, Texas; allí me aliste en el ejército norteamericano a los 18 años. Claro que hubo un cambio drástico en mi vida en aquel momento. Pasar de pueblerino a pertenecer al ejército más poderoso del mundo, que estaba entonces en la segunda guerra mundial, fue lo más impactante que me ha sucedido. El cambio vino al terminar la guerra, cuando seguí mis estudios en la universidad, graduándome de ingeniero y trabajando en varios países latinoamericanos.

¿Cree que los conflictos se podrían arreglar de otra manera que no fuera recurriendo a la violencia?

Sería ideal que los conflictos se resolvieran sin llegar a la violencia, pero ese es un sueño. Siempre en la historia y en la actualidad se ha recurrido a la violencia.

¿Ser veterano de guerra estadounidense tiene algún mérito o reconocimiento aun viviendo fuera de EE.UU?

Ser veterano de guerra de los Estados Unidos es reconocido dentro y fuera del país. Beneficios como servicios médicos, hospitalización etc. existen solamente dentro del país.

¿Cree que las guerras son necesarias?

No, las guerras no son necesarias, pero son inevitables. Vuelvo otra vez a la historia, donde siempre ha habido conflictos y el presente, que sigue igual.

¿Cómo te integraste en la vida civil, teniendo en cuenta que en el ejército hay miembros de todas las clases sociales?

No fue difícil reintegrarme en la vida civil después del ejército. Casi todos mis compañeros de universidad pasamos por lo mismo. El problema fue el límite de plazas en las universidades, con tantos ex-militares que decidieron seguir estudiando.

¿Conviviste con otros ejércitos?

No me toco convivir con otros ejércitos, la guerra contra Japón fue casi totalmente llevada por los Estados Unidos. Por el contrario, la guerra en Europa si fue integrada por fuerzas aliadas de varios países

Entrevista. María Villalón prepara su tercer disco que verá la luz a finales de 2012.

Por María Díaz Valderrama (@JackieGLoves)

María Villalón es una amante de la música. Ha sido así desde los cuatro años y ha pasado buena parte de su vida subida a los escenarios. Sin embargo, éste hobby o mejor dicho, esta pasión, cambió su vida enormemente cuando ella contaba tan sólo con dieciocho años, al resultar ganadora del concurso de televisión Factor X.

Cinco años después, con dos discos en el mercado, María prepara su tercer disco, tratando de luchar contra los problemas que presenta la industria discográfica y peleando por sus sueños, como siempre ha hecho.

P: Bueno María, ¿cómo va la preparación de tu tercer disco? ¿Qué nos puedes adelantar?

R: Me quedan por grabar unas cuatro maquetas para tener el proyecto completo, que serán unas trece o catorce canciones. Después hay que empezar a presentarlo a las discográficas y grabarlo enserio. Lo que tenemos por ahora son las ideas, las canciones que voy haciendo las maquetamos para poder presentarlas de alguna manera y luego cuando las tengamos todas intentar que salga todo lo mejor posible.

De una manera u otra a finales de 2012 saco un disco seguro.

P: En el disco anterior todas las canciones eran versiones de otros artistas, ¿en esta ocasión podremos oír canciones tuyas?

R: Siete de las trece canciones del nuevo disco sí que son mías y las restantes de amigos compositores que han ido haciendo canciones para mí. Cuando me gusta como componen suelo pedirles algo si se les ocurre y tendré algunas para este disco.

P: Hablando de amigos, ya has colaborado con muchos grupos en canciones e incluso videoclips. ¿Cuál ha sido el resultado que más te ha gustado?

R: La que más me gustó en su momento y me encanta cantar siempre en directo es “todo arde”, con La Vieja Morla. Me encanta esa canción.

P: Y ¿con qué grupo te gustaría compartir canción o escenario?

R: Con Pereza o Sabina. Sería como “¡Oh, qué emoción!”. A ver si algún día lo consigo.

P: ¿Has llegado a aborrecer alguna de tus canciones? Es algo que siempre nos pasa después de escuchar algo mil veces ¿a ti también te ha pasado?

R: No es aborrecer, es que llevo dos años y medio cantando las mismas canciones, necesito sacar nuevos temas y cambiar mi repertorio. Entras en una rutina de siempre las mismas canciones, el mismo repertorio. Quiero sacar nuevo disco y variar un poco.

P: ¿Qué sueles hacer para cuidar la voz? ¿Has tenido que dejar de hacer algunas cosas para ello?

R: Sí que la cuido. Cuando salgo intento no gritar, es lo que más daño hace. También voy a clases de técnica vocal, donde te enseñan a manejar la voz y a no desgastarla, al fin y al cabo es mi instrumento de trabajo.

P: Físicamente, ¿también hay exigencias?

R: Sí, pero es algo que te impones tu mismo. Especialmente cuando después de cantar tres canciones no puedes más. Hay que hacer ejercicios para trabajar la respiración y deporte para aguantar en los conciertos.

P: ¿Por qué rompiste el contrato con Sony BMP?

R: La verdad es que fue algo de mutuo acuerdo, a las discográficas le quedan dos telediarios, a Sony y a todas las demás. El problema de la piratería ha sido que ahora las discográficas no apuestan por nuevos talentos, sólo quieren cantantes consolidados.

Ellos me dijeron que tenía que esperar para sacar disco, después de dos años y medio consideré que no había más que esperar y me fui por mi cuenta.

P: Internet, ¿ayuda o perjudica?

R: Internet es una gran plataforma de promoción, pero ha hecho un daño terrible. El lugar del mundo donde más se piratea es en España, hemos establecido una conciencia en la que parece que eres tonto si compras un disco pudiendo tenerlo gratis.

En otros países está muy mal visto descargar gratis y aquí todo lo contrario. En España ni compran discos, ni haya cultura de ir a conciertos. La gente prefiere gastarse doce o quince euros en ropa o en salir de fiesta que en ir a escuchar en directo las canciones que le gustan.

Me gustaría que comprendieran que si les gusta un cantante pero ni compran sus discos, ni van a sus conciertos, el grupo tendrá que dejar la música porque no va a poder vivir de ella. Esto tendría que entrar en nuestra mentalidad; si te gusta algo vas a tener que apoyarlo o te vas a quedar sin canciones.

P: ¿Eres socia de la SGAE?

R: Te haces miembro de la SGAE cuando eres compositor de canciones, pero para hacerte miembro tienes que tener un disco del que se haya publicado alguna canción tuya. La primera vez que sacas canciones no están registradas. Se contradice un poco.

Todavía no soy miembro, llevo tiempo diciéndome que tengo que ir pero lo he ido dejando. Cuando saque el próximo disco, la mayoría de las canciones son mías. Tengo que registrarme ahora que cumplo los requisitos.

Además de la SGAE existe la Asociación de Intérpretes y Ejecutantes (AIE), un dinero de los derechos de las canciones van destinados a la AIE y se paga a la persona que interpreta la canción.

P: ¿Qué opinión te merecen los escándalos sobre la gestión directiva de la SGAE?

R: Me parece vergonzoso. Es un robo que han notado los pequeños compositores muy especialmente. Estamos hablando de un dinero que no es suyo, cogieron lo que quisieron y luego repartieron lo que quedaba a los que les pertenece. ¿Qué va a llegar a cada uno un poquito menos? A ello les ha dado igual, todos los miembros de la SGAE se han visto afectados de una manera u otra.

P: Gracias a tu última colaboración con el grupo De Loop, has empezado a sonar en América del Sur, ¿qué nos puedes contar sobre esa expansión? ¿Hay futuro para ti allí en éstos momentos?

R: Hemos grabado un tema que servirá de banda sonora para una película argentina y gracias a ella sí que estoy teniendo nuevo público en América del Sur. Ahora mismo no pienso en ello pero sí que me gustaría llevar mi música hasta allí con mis conciertos. Ojalá.